Inicio Política Local Denunció falsos electores en El Naranjo y se quedó sin partido

Denunció falsos electores en El Naranjo y se quedó sin partido

Luis Zelaya se postulaba para comisionado rural, pero afirmó que le pidieron que renuncie.

DENUNCIA. Según Zelaya, hay 300 electores falsos en la comuna. la gaceta / foto de hector peralta

La candidatura de Luis Antonio Zelaya para pelear por la jefatura de la Comuna de El Naranjo y El Sunchal en los comicios del 9 de junio se terminó de diluir. Aunque el dirigente figura en la nómina de candidatos publicada por la Junta Electoral Provincial (JEP), a través del acople oficialista Partido de la Justicia y la Victoria (PJV), finalmente se quedó sin espacio para competir en las urnas por una denuncia que impulsa desde 2015 por supuestos 300 electores falsos en dicha localidad. La razón de su baja tiene dos versiones. Mientras el dirigente afirma que lo obligaron a renunciar por supuestas presiones desde la Casa de Gobierno, en el partido sostienen que él optó por bajarse de manera voluntaria para no involucrar al espacio en la causa judicial.

El ahora ex candidato, de 55 años, contó que luego de la nota publicada en la edición del lunes del diario LA GACETA (“Un candidato a jefe comunal pedirá la anulación de las votaciones en El Naranjo”), desde el PJV le pidieron que renunciara al espacio. “Me dijeron que (JuanManzur estaba enojado. Carlos ‘Cacho’ Gómez(candidato a legislador en primer término por el este) me pidió que haga el trámite de la renuncia porque dice que le estaba causando problemas a ellos”, aseguró Zelaya, que en los comicios de 2015 se había candidateado para el mismo cargo por Acuerdo para el Bicentenario (ApB). También reveló que en primera instancia iba a postularse por la lista oficial del frente Justicialista por Tucumán, pero que el comisionado rural de Garmendia, José “Gallito” Gutiérrez, lo bajó por la denuncia que impulsa en la Justicia Provincial y la Federal, y en la Junta Electoral.

Te puede interesar:  Tucumán dispondrá de un nuevo test que detecta el Covid-19 en 15 minutos

Zelaya, que vive en la comuna desde 2012 (antes residía en Yerba Buena), aseguró que avanzará con su intención de pedir la suspensión de las elecciones en El Naranjo hasta tanto se depuren los padrones. “Están saliendo denuncias en otros lados, esto es una bola de nieve. Incluso podemos presentar un amparo para que no se hagan las elecciones en Tucumán”, desafió el dirigente.

“Él firmó la renuncia”

Gómez relató una versión diferente a la de Zelaya. Aseguró que fue el ex vecino de Yerba Buena quien le explicó sobre la denuncia y que le manifestó su intención de dar un paso al costado. “No es que alguien no lo deja ser candidato. Dijo que necesita seguir con lo judicial y que por ese motivo, para no involucrarnos, dejaba la candidatura. Lo hizo por escrito. La candidatura siguió, pero no se presentó la documentación correspondiente. Creemos que lo que hizo fue actuar bien como persona y político”, explicó el aspirante a una banca en la Cámara.

“Lo bajé y puse a otro”

La comuna de El Naranjo y El Sunchal cuenta con unos 3.000 habitantes y está comandada actualmente por Maia Martínez. La jefa comunal será candidata a legisladora por el este en tercer término, por el acople oficialista Movimiento de Integración Federal, por lo que su madre, Amanda Grau, competirá para delegada por el mismo espacio. Por este motivo, el comisionado rural de Garmendia contó que le ofreció a Zelaya ser candidato por la lista oficial en primera instancia.

Te puede interesar:  "Alberto, cuidado, el pueblo está CANSADO"

“Cuando me mostró que hizo denuncias en 2015 por cambios de domicilio lo bajé y puse a otro compañero (Diego Sir). Lo bajé porque no me gustan esas clases de denuncias, atenta contra los compañeros. Son infundadas y vacías de argumentos jurídicos porque ninguna ley le impide al elector que vote donde tiene el domicilio”, dijo a este diario “Gallito”, candidato a la Cámara por el este, en séptimo término.

Gutiérrez explicó que en Garmendia hay numerosos santiagueños que tienen domicilio en Tucumán porque les resulta conveniente y práctico acceder a los servicios en la comuna que encabeza. “¿Acaso no le va prestar salud y servicios esenciales a los santiagueños? (Las denuncias) me tienen sin cuidado. Esto ha existido toda la vida”, concluyó.

Zelaya, en tanto, desacreditó la postura de “Gallito”. “Está haciendo apología del delito”, manifestó.

AUTOR

Martín Soto

Martín Soto