Inicio Actualidad El dengue no da tregua en Tucumán y los casos confirmados ascienden...

El dengue no da tregua en Tucumán y los casos confirmados ascienden a 1511

Cada vez se registran más casos de Dengue en Tucumán

Durante la última semana los casos de dengue aumentaron un 55% en Tucumán: se registraron 580 nuevos pacientes con la enfermedad. Los números indican que la provincia atraviesa la peor etapa de la epidemia. Además hubo un récord de 200 personas internadas por la patología que transmite el mosquito Aedes aegypti. Las autoridades sanitarias advierten que, debido a la cuarentena, creció la transmisión domiciliaria y la gente demora en consultar.

El último reporte oficial indica que el total de casos ascendió a 1.511. Hubo en promedio 80 enfermos por día, mientras que la semana anterior se habían registrado 37 a diario. La capital provincial sigue siendo la localidad más afectada, especialmente el área sudoeste.

En los barrios 11 de Marzo, Villa Angelina, El Gráfico, Diagonal Sur, Olleros, Victoria y ampliación, Sargento Lai, Vicente Haro y Sutiaga el Siprosa realizó varias tareas de limpieza y concientización.

La jefa del Departamento de Prevención de Riesgos Ambientales del Siprosa, ingeniera Julieta Migliavacca, detalló que se retiraron más de 260 toneladas de cacharros que fueron llevadas a la Estación de Transferencia de San Felipe.

En total, desde que comenzó la epidemia de dengue, en los distintos operativos los vecinos han desechado unas 470 toneladas de recipientes que acumulaban agua y podrían haber servido como criaderos del mosquito Aedes aegypti.

Un centenar de camiones

“La cantidad de elementos inservibles que recolectamos fue importantísima, más de 100 camiones en los últimos 12 días. Por eso llamamos a la comunidad a tomar conciencia de lo esencial que es no acumular este tipo de objetos”, señaló Migliavacca, e instó a los vecinos a seguir con esta tarea.

“Eliminando los criaderos de mosquitos cuidamos a la familia, nuestra salud y la de los vecinos, ya que el vector puede afectarnos a todos. Es importante recordar que la fumigación no es una solución total, porque si al lado de mi casa hay criaderos de mosquitos, mañana volverán a aparecer los insectos en la mía”, explicó.

Las autoridades sanitarias calculan que el pico de la epidemia seguirá al menos una o dos semanas más y luego comenzará a descender la cantidad de casos. Aunque pueda bajar un poco la temperatura en los próximos días, esto no disminuye el riesgo de contagio.

Por los cambios en el clima, el mosquito tiende a ingresar más a las viviendas que es donde pasamos todo el día debido a la cuarentena. Por eso hay que extremar las medidas de prevención: usar repelente y ropa que cubra la mayor parte del cuerpo posible.

El Siprosa recordó que las personas que tienen síntomas de la enfermedad (fiebre alta y dolor de cabeza y en el cuerpo) no deben quedarse en su casa. La única forma de evitar complicaciones es la consulta temprana al médico.