Vacunación Dengue

Habla Corvo Dolcet, el empresario argentino acusado de lavar la fortuna de un narco colombiano junto a la familia de Pablo Escobar

Entrevistado por Infobae, reveló que el narco colombiano Piedrahita Ceballos "era un estrecho y secreto colaborador de los Estados Unidos”.

Viernes 18, 14:30 horas: Mateo Corvo Dolcet en su casa de Pilar.
Vacunación Dengue

El empresario Mateo Corvo Dolcet estuvo detenido 133 días y esperó durante semanas este momento. Sabe bien qué decir. Su exposición pública está perfectamente estudiada. No hay detalles librados al azar. Las acusaciones en su contra son muy graves: Corvo Dolcet se ubica en la encrucijada de los apellidos más pesados del narcotráfico latinoamericano de los últimos 30 años. La Justicia federal lo procesó tras una investigación del fiscal Sebastián Basso y la PROCUNAR -el ala de la Procuración que investiga delitos de narcotráfico a cargo del fiscal Diego Iglesias- por integrar una organización criminal que lavó parte de la fortuna del narco colombiano José Bayron Piedrahita Ceballos, actualmente detenido en Estados Unidos y vinculado a la Oficina de Envigado, la organización que sucedió al Cartel de Medellín, una de las bandas dedicadas a la violencia y al negocio de la cocaína más temibles de la historia de Latinoamérica.

Según la investigación, la viuda de Pablo Escobar Gaviria, María Isabel Santos Caballero y su hijo, Sebastián Marroquín, fueron los nexos entre el abogado argentino y el narco colombiano. Corvo Dolcet no lo niega. Todo lo contrario: lo reconoce. Tampoco niega su asociación con Piedrahita, inversor, según él mismo, en sus negocios.

Asistencia Pública

El presente se endurece para el empresario y para el resto de los procesados. A fines de agosto, los fiscales Basso e Iglesias pidieron que la causa sea elevado a juicio, una decisión que aguarda la firma del juez Néstor Barral y que también involucra como acusado de colaborar con Piedrahita Ceballos al ex jugador de Boca Mauricio “Chicho” Serna.

Cumplimos

La entrevista con Infobae tuvo lugar en su casa de Pilar, donde hace dos años fue allanado y detenido junto a su esposa, María de los Angeles Verta, que escuchaba cada palabra detrás de cámara. Allí, en su casa le encontraron, por ejemplo, un documento que firmó junto a Marroquín y Santos, donde detalla el cobro de una comisión por la presentación de Piedrahita.

Planta Asfáltica
Agosto de 2018: la viuda y el hijo de Pablo Escobar llegan a los tribunales de Morón para ser indagados en la causa que complica a Corvo Dolcet.
Agosto de 2018: la viuda y el hijo de Pablo Escobar llegan a los tribunales de Morón para ser indagados en la causa que complica a Corvo Dolcet.

La viuda de Escobar y Corvo Dolcet se conocieron en 1995. El abogado representaba en ese entonces al colombiano John Alberto Arroyave Arias en la causa conocida como “Operación Langostino”. El mejor amigo de Arroyave Arias era familiar de Santos Caballero y ofició de nexo. “Ellos recién habían llegado al país, estaban perdidos, habían pasado por un país africano, y luego intentaron viajar a Alemania, donde no pudieron aterrizar. Al comienzo hablamos mucho de las nuevas identidades que le habían dado y me contó sobre su vida en Colombia”, recuerda Corvo Dolcet 24 años después.

Con el tiempo, Santos Caballero le contó al abogado detalles sobre su vida junto a Pablo Escobar. Su hijo era un adolescente.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta

La relación se profundizó pero Corvo Dolcet nunca la defendió. “Mi consejo en ese momento era que mantenga un bajo perfil”, cuenta el abogado.

Hace casi siete años no se ven. La intermediación de Santos Caballero con Piedrahita generó rispideces irreconciliables.

En la entrevista con Infobae, Corvo Dolcet describe el rol de Santos Caballero, la viuda de Pablo Escobar, a quien conocía desde su llegada a la Argentina, y admite que le pagó por presentarle a Piedrahita Ceballos, que aseguraba ser empresario ganadero. En 2008, el colombiano pasó a ser uno de los inversores en sus proyectos inmobiliarios.

El más importante es un edificio de cocheras ubicado a una costado de la Panamericana. El proyecto original, lanzado durante el segundo mandato de Cristina Kirchner, apuntaba a que funcione como un centro de transbordo. El desarrollo quedó frenado por el escándalo judicial.

El juez Barral procesó a Corvo Dolcet porque entiende que los fondos invertidos por Piedrahita provenían del narcotráfico. El abogado asegura que recién se enteró de los negocios del colombiano a partir de su detención.

-¿Cómo conoció a Piedrahita Ceballos?

-Lo conocí en 2008 como un reconocido empresario ganadero que había venido a vivir a la Argentina, donde pensaba instalarse. Me fue presentado por María Isabel Santos Caballero, la viuda de Escobar.

-¿En qué circunstancias lo conoció? ¿Qué buscaba Piedrahita en la Argentina?

-Yo estaba llevando adelante un negocio inmobiliario para el cual estaba buscando inversores. María Isabel Santos Caballero me ofreció contactarme con inversores, con algunos sigo teniendo relación. Entre la gente que me presentó estaba Piedrahita Ceballos. Me lo presentó como un ganadero que estaba en Argentina por una exposición que se hacía en la Sociedad Rural junto con otros ganaderos colombianos.

-¿La viuda de Escobar participó en alguna reunión?

-Participó en la primera reunión, donde traté de presentarle el contenido de los proyectos, y después ya no intervino en ninguna otra. Tuvimos varias reuniones más hasta que nos pusimos de acuerdo en la modalidad de la contratación.

-Cuando le allanaron su casa, se secuestró un documento firmado entre usted y Santos Caballeros ¿La viuda de Escobar cobró por esa intermediación?

En las sociedades mías tengo 99 accionistas. Cada accionista, salvo algunos familiares, me fue presentado por alguien y cobró comisión por la intermediación. La viuda de Escobar tenía una inmobiliaria y antes de presentarme a Piedrahita me había presentado al dueño de un fondo de inversión en Nueva York y a otros inversores. Por la presentación de Piedrahita, ella cobró una comisión.

-¿En ese momento usted no tenía ninguna información o indicio que Piedrahita estaba vinculado al narcotráfico?

-No, estaba absolutamente claro que era el presidente de un emporio ganadero en Colombia. Era reconocido como un gran empresario ganadero por la prensa de su país y hasta por el Senado de Colombia. De hecho, cuando la causa comenzó, diez años después, el medio más importante de Colombia tituló “si hubo una persona que supo posar ante la sociedad ocultando durante 30 años su pasado narcotraficante ese fue Piedrahita Ceballos”. Obviamente para mí era un empresario ganadero.

José Bayron Piedrahita Ceballos, alias
José Bayron Piedrahita Ceballos, alias “El Árabe”. (El Colombiano)

En Argentina, la causa judicial arrancó en 2016, a partir de un informe de la agencia estadounidense antinarco DEA, que alertó a la Justicia sobre las operaciones de Piedrahita en Argentina. La excusa fue la inclusión del narco en la llamada “lista Clinton”, donde están las empresas y personas acusadas por el gobierno norteamericano de tener relaciones con dinero proveniente del negocio de las drogas.

Piedrahita fue señalado en ese informe como un “patrón” de organizaciones narcocriminales y colaborador de La Oficina de Envigado. La DEA también alertó a la justicia argentina sobre una causa que estaba en trámite en Colombia, donde comenzaron a investigarse los vínculos entre Piedrahita y Corvo Dolcet.

-Piedrahita está detenido en Estados Unidos por una causa que no tiene que ver con el narcotráfico. ¿Cómo se explica esto?

-A mi me detienen imputándome ser el jefe local de una organización que lava dinero del narcotráfico desde 2008 hasta mi detención, y que ese dinero proviene de la pata internacional que era liderada por Piedrahita en Colombia. Me detienen porque el fiscal de la PROCUNAR dice que debían detenernos con Piedrahita. Esto es mentira, no un error. Mientras yo estaba en esta casa, rodeado de veinte gendarmes, y me detenían junto con mi esposa, delante de mis hijos, en Colombia la Fiscalía Nacional emitía un comunicado que decía: “Detenido reconocido empresario ganadero por corrupción, pedido por Estados Unidos”.

Resulta que lo detuvieron por pagar una coima, no lo detuvieron por ser el líder de una organización. No había ninguna investigación en Colombia de la cual yo fuera el espejo argentino.

No solo me dejaron detenido, me indagaron y me reprocharon que era parte de una organización que ya sabían que no existía.

Ahora la Justicia de Estados Unidos acaba de condenar a Piedrahita a 27 meses de prisión por haber pagado una coima en 2010. El 29 de diciembre de este año, Piedrahita va a estar paseando con su familia por Miami, no va a tener ninguna condena por narcotráfico en ningún lugar del mundo y yo estoy procesado y embargado por la salvajada de esta operación.

-¿Cuál es la situación actual de Piedrahita Ceballos? En el expediente dice que se negó a declarar

Piedrahita no se negó a declarar, lo que Piedrahita dijo robustece todo lo que yo vengo diciendo. Dice que lo conocí en un marco de un viaje a la Argentina para una exposición ganadera, dice que le ofrecí negocios, dice que invirtió en mis negocios… Y dice que yo le puse muy en claro que el dinero tenía que ser bancarizado. Lo que yo estoy diciendo se puede reconstruir con los contratos y las transferencias.

La causa judicial

Para la Justicia argentina, Piedrahita habría lavado en nuestro país al menos USD 3.081.164 y $1.713.035 a través de Corvo Dolcet y de otras personas. Además del abogado, están procesados su mujer, María de los Angeles Verta, la contadora Maria Gabriel Sanchez, Esteban Adrian Delrio, la viuda y el hijo de Escobar, y el empresario Pedro Antonio Ruiz, dueño del café “Los Angelitos” y amigo personal de Corvo.

Piedrahita compró acciones de dos empresas de Corvo Dolcet. “En el caso de Insula Urbana llegó a detentar un 10.60 por ciento aproximadamente del cien por ciento del paquete accionario. En la segunda Pilar Bicentenario el 2.86 por ciento”, admitió el abogado.

Corvo Dolcet confía en poder resucitar el emprendimiento de “Pilar Bicentenario”, un edificio de cocheras, con capacidad para 920 autos, ubicado a una costado de la Panamericana. El proyecto original, lanzado durante el segundo mandato de Cristina Kirchner, apuntaba a que funcione como un centro de transbordo con el tren y con líneas de colectivos de corta y media distancia.

Pilar Parking, el proyecto frenado de Corvo Dolcet que involucró al narco Piedrahita.
Pilar Parking, el proyecto frenado de Corvo Dolcet que involucró al narco Piedrahita.

En la misma causa está procesado “Chicho” Serna. La Justicia comprobó que le “vendió” varias propiedades en la Argentina a Piedrahita Ceballos, que luego fueron utilizadas por el empresario para comprar las acciones de las empresas de Corvo Dolcet. A cambio, Serna recibió propiedades en Colombia del narco.

A Serna, los fiscales Basso e Iglesias le reprocharon haber realizado un “aporte esencial para el cumplimiento de los objetivos criminales de la estructura ilícita mencionada, al haberle entregado a un precio irrisorio y ficticio, al ciudadano José Bayron Piedrahita Ceballos los derechos posesorios de un inmueble situado en el paraje denominado ‘El Campito’ -actualmente identificado como ‘Club de Campo San Diego’-, y dos lotes del ‘Barrio Terravista S.A.’, los cuales tenía bajo su propiedad, pero pertenecían realmente al ex jefe de la Oficina de Envigado Carlos María Aguilar”.

Dejanos tu Comentario