Inicio Política Nacional

La oposición de Juntos por el Cambio no precisa su liderazgo

En este marco de extrema debilidad oficialista, la reaparición de Macri en la primera línea ha hecho reverdecer la idea de que el ex presidente se apresta a intentar volver a la Casa Rosada.

macri 1
Mauricio Macri

En este marco de extrema debilidad oficialista, la reaparición de Macri en la primera línea ha hecho reverdecer la idea de que el ex presidente se apresta a intentar volver a la Casa Rosada. Como Cristina, tiene en las encuestas una altísima imagen negativa y la sola insinuación del retorno provoca en sus enemigos un reflejo centrípeto.

Viviendas Belgrano

En los reportajes, antes de partir a participar en un Mundial de Bridge, Macri apareció más articulado que antes y, como siempre, muy poco autocrítico de su gestión política. También parece haber crecido en su entorno la influencia de las ideas de Miguel Pichetto. El ex presidente no ha desmentido su intención de postularse, pero tiene sus dudas.

Acaba de entrevistarse con Sebastián Piñera, ex presidente de Chile, y dicen que lo impresionó el impacto personal y físico que ha tenido el traumático tiempo final de su amigo trasandino. Patricia Bullrich está convencida, a pesar de los gestos de Macri, de que será ella la que llevará el estandarte de la fracción más dura del PRO a las primarias.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta

Es la única, piensa, que puede acotar el crecimiento por derecha de Javier Milei, caudal que en definitiva irá a la oposición en la segunda vuelta electoral, si es necesaria. El liderazgo en la oposición no está definido y es un tema que comienza a tomar volumen en una situación política muy delicada.

Violencia de género
Violencia de género
Te puede interesar:  "En ese supermercado lo están estafando, no hay aumentos del 20%": Cerruti se cruzó con un periodista

Macri ocupa un lugar privilegiado en el casting, pero no ejerce ese papel. Más aún: su estrategia de forzar la abstención o el voto en contra en el Congreso del acuerdo con el FMI fracasó. Es decir que no pudo imponerla. Rodríguez Larreta tiene una estrategia: el liderazgo debe surgir de las elecciones primarias de agosto del año próximo.

Piensa que forzar ahora el debate es inconveniente para la unidad opositora. Debe ocuparse también de María Eugenia Vidal, quien no encuentra su lugar después del pase a la Ciudad. Esta “vacancia” en el liderazgo opositor ¿Puede esperar hasta el año próximo para ser ocupada? Pichetto está convencido de la urgencia. Piensa que es demasiado tiempo y que esa espera puede dañar a Juntos por el Cambio. No es el único que tiene esa idea.

Artículo anteriorLa inflación se acelera por arriba del 5% para marzo
Artículo siguienteProponen a Manzur para acompañar a Alberto en las presidenciales 2023