Inicio Política Local

Nadima Pecci: “en Tucumán también tenemos que prohibir el lenguaje inclusivo”

La legisladora de Valores Republicanos recordó que presentó un proyecto en 2021 en idéntico sentido a la medida adoptada por el Gobierno porteño.

nadima pecci
Nadima Pecci

Tras la polémica por la decisión del jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta (PRO) de vetar el “lenguaje inclusivo” en las escuelas de Ciudad de Buenos Aires, la legisladora provincial Nadima Pecci (Valores Republicanos) consideró que en esta provincia se debe aplicar idéntica medida.

Viviendas Belgrano

//No más “chiques” ni “todxs”: el gobierno porteño prohibió el lenguaje inclusivo en las escuelas

“En Tucumán también tenemos que prohibir el lenguaje inclusivo”, enfatizó la opositora. En ese sentido, Pecci recordó que, durante el período legislativo 2021, había presentado un proyecto de ley para prohibir el uso del lenguaje inclusivo en los establecimientos escolares, organismos públicos y documentos oficiales.

‘Es común escuchar a distintos funcionarios nacionales, incluido el señor Presidente (Alberto Fernández), usar una terminología que no condice con nuestra lengua oficial”, describió. Y remarcó que “en la actualidad, la RAE y la asociación de academia de la Lengua Española volvieron a rechazar el lenguaje inclusivo”.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta

//“El lenguaje inclusivo “excluye”

“A la reciente prohibición en las escuelas de CABA se suman antecedentes como el de la provincia de Santa Fe, que prohibieron en todo documento oficial de los tres poderes; y el gobierno francés, que ya en 2017 había prohibido el lenguaje inclusivo, considerando que ‘las administraciones públicas deben adecuarse a las reglas gramaticales y de sintaxis, especialmente por motivos de inteligibilidad y claridad'”, ejemplificó Pecci.

Te puede interesar:  Osvaldo Jaldo habilitó el puente sobre el río Salí a la altura de Santa Rosa de Leales
Artículo anteriorDetuvieron a un hombre que hostigaba a una mujer en Tafí Viejo
Artículo siguientePlantear el tema del lenguaje inclusivo como un tabú revivió una discusión que parecía extinguirse