Inicio Caso Alperovich

Procesaron a José Alperovich por la causa de abuso sexual contra su sobrina

El exgobernador de Tucumán está acusado por el presunto abuso sexual de su sobrina. Luego de su primera declaración, el juez Osvaldo Rappa confirmó su procesamiento.

jose alperovich 813660
José Alperovich

La Justicia confirmó el procesamiento del exsenador nacional y exgobernador de Tucumán José Alperovich, quien está acusado por el presunto abuso sexual de su sobrina, ocurrido entre 2017 y 2019, en la Ciudad de Buenos Aires. La causa está a cargo del juez Osvaldo Rappa del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional 35. 

Viviendas Belgrano

El exfuncionario había prestado declaración por primera vez a fines de abril de este año y había negado todas las acusaciones en su contra. El exfuncionario cumplió con la declaración indagatoria a través de la plataforma Zoom, aunque se negó a responder todas las preguntas. El juez Osvaldo Rappa tenía diez días para resolver su situación procesal y, ahora, confirmó su procesamiento.

De qué se lo acusa a Alperovich

La denuncia contra el exgobernador tucumano fue presentada en 2019 por su sobrina segunda y ex colaboradora, quien lo acusó por hechos de abuso sexual presuntamente ocurridos durante 2017. La mujer lo acusó por siete hechos: dos de ellos habrían tenido lugar en Tucumán, mientras que por los otros cinco comenzó un proceso paralelo en la Ciudad de Buenos Aires.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta

En ese entonces, la causa se tramitó en dos jurisdicciones distintas: en el fuero criminal y correccional de la Ciudad de Buenos Aires y en la Justicia tucumana. Pero tras una resolución de la Corte Suprema de Justicia de la Nación de mayo pasado, se resolvió que todos los hechos debían investigarse en el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N°35 de la Ciudad de Buenos Aires.

“Mi tío segundo y jefe, por quien fui violentada sexual, física y psicológicamente desde diciembre del 2017 hasta mayo de 2019”, relató la joven en una carta pública y contó: “Durante un año y medio sufrí violaciones a mi integridad física y sexual. El avasallamiento fue demoledor. Tanto que ni siquiera pude ponerlo en palabras”.

Según la denunciante, “él oscilaba libre y cómodamente en los tres escenarios ante los que me posicionaba: el familiar, el laboral y el del horror de la intimidad que me forzaba a vivir con él”.

Luego de la denuncia, Alperovich solicitó el 25 de noviembre del 2019 una licencia de su banca como senador, que le fue concedida tras la aprobación de la Cámara Alta por el lapso de seis meses. El legislador tucumano negaba los hechos por los que se lo acusó. 

FuenteEl Destape
Artículo anteriorPrecios insólitos: un par de zapatillas vale lo mismo que un alquiler, una camisa igual que un salario mínimo
Artículo siguienteFODECUS se moviliza frente al Concejo Deliberante y convoca a los usuarios a una manifestación la próxima semana