Un joven quedó en coma después de haber sido baleado durante un asalto

La víctima tiene 29 años y fue herido en la puerta de su casa, en San Cayetano.

Un joven de 29 años se encuentra en gravísimo estado después de haber recibido un balazo en la nunca cuando se producía un asalto anoche en San Cayetano.

Según confirmaron fuentes policiales, Martín Quipildor, chofer de la Línea 124 se encontraba en su casa de Brígido Terán al 1.300. Pasada las 21, escuchó unos gritos y se aproximó a ver lo que sucedía. Allí descubrió que dos desconocidos intentaban robarle la moto a otra persona.

Hay dos versiones sobre cómo se desencadenó la tragedia. Una, indica que el joven gritó para evitar el asalto, por lo que los motochorros comenzaron a realizar disparos y, cuando escapaba al interior de su vivienda, recibió un disparo en la nunca. Otros indican que los delincuentes comenzaron a tirar en contra del propietario del rodado que se resistió y que una bala hirió a Quipildor.

La víctima fue trasladada hasta el hospital Padilla donde se encuentra en grave estado, ya que el proyectil ingresó por la nuca. Policías de la Seccional 4ª se encuentran investigando el hecho. Los autores serían jóvenes que se dedicarían al robo de motos en la zona.

Te puede interesar:  Aprehenden a otro sospechoso de participar del crimen de Ana Domine