Inicio Economía

LOS JUBILADOS OTRA VEZ SALDRÍAN PERDIENDO

El Gobierno estaría preparando una reforma que perjudicaría nuevamente los flacos bolsillos de los jubilados

Jubilados pierden otra vez

El Gobierno nacional prepararía una reforma que perjudicaría  a los jubilados,  debido a que la nueva fórmula de ajuste de las jubilaciones que daría a conocer el oficialismo en los próximos días, no incluye la inflación. Esto significa que la evolución del costo de vida no sería un factor a considerar por parte del kirchnerismo a la hora de elaborar la nueva fórmula que deberá pasar por el Congreso de la Nación para poder ser aprobada.

Viviendas Belgrano

Y es que el Gobierno nacional prefiere que sólo se indexe por la recaudación y los salarios para que las jubilaciones no aumenten al ritmo de la inflación. Sobre todo, debido a que esta fórmula, de ser aprobada en el Congreso, debutaría el año que viene, cuando los analistas proyectan que el 2021 registrará una alta inflación, por encima de la ya de por sí elevada marca de este año. Y es que desde marzo que los precios de la economía están congelados.

De hecho, es el propio el ministro de Economía, Martín Guzmán, quien motoriza dentro del oficialismo eliminar la inflación como componente a considerar a la hora de elaborar el proyecto de ley que dará a luz la nueva la fórmula de ajuste jubilatorio que suplantará al Decreto de Necesidad y Urgencia que cae el próximo 31 de diciembre. Y es que todo este año las jubilaciones se actualizaron de forma arbitraria por decreto presidencial.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta
Te puede interesar:  La inflación de julio fue la mayor de América Latina y superó a Venezuela

Cabe recordar que contemplar la inflación, como fue el caso de la anterior reforma jubilatoria fue lo que llevó al régimen suspendido al callejón sin salida del déficit. En cambio, analistas económicos admiten que una mezcla de recaudación y de índices salariales permite más sustentabilidad al régimen jubilatorio e indirectamente se supone que en los índices salariales están en tránsito de actualización por toda o parte de la inflación.

El problema es que el proyecto de ley que contempla la nueva fórmula es una combinación de tres indicadores. El primero es el de recaudación, el segundo es el de la evolución de los salarios de los trabajadores en actividad y el tercero el movimiento inflacionario. No obstante, Martín Guzmán no quiere que en la fórmula aparezca la inflación, lo cual trabó el tratamiento del proyecto en las comisiones parlamentarias.

Y es que todo estaba acordado y la discusión era si el ajuste de las jubilaciones se va a realizar trimestralmente o semestralmente. En ese sentido, de prosperar la intención del oficialismo, sería todavía peor que la reforma previsional que aprobó el macrismo durante el año 2017. Esto se debe a que aquella fórmula de actualización estaba compuesta por un 70% por el índice de inflación (Indec) y un 30% por la evolución salarial (Ripte).

Te puede interesar:  Sesión en la OEA: Argentina condenó a Nicaragua por la persecución a la Iglesia y exigió la libertad de los presos políticos

Además, contaba con cuatro incrementos anuales (marzo, junio, septiembre y diciembre). Pero en diciembre del año pasado, el gobierno de Alberto Fernández suspendió la aplicación de esa fórmula de actualización y otorgó aumentos por decreto en marzo, junio y septiembre con porcentajes menores que los que hubieran correspondido por la fórmula anterior y con sumas fijas para compensar a las jubilaciones más bajas.

Artículo anterior¿LA PRESIDENTA DE LA CORTE SUPREMA SEGUIRA MIRANDO PARA OTRO LADO?
Artículo siguienteEL FIN DE LAS USURPACIONES Y LA DOBLE MORAL DEL KIRCHNERISMO