Nuevas viviendas Villa Carmela y Manantial Sur
Inicio Policiales

Un hombre señalado de haber colaborado con la fuga de Roberto Rejas fue detenido en un country de Yerba Buena

Se procedió al secuestro de un automóvil, que sería el utilizado para trasladar a Rejas hasta la vecina provincia y nueve celulares.

rejas
Roberto Rejas
Los jubilados ya viajan gratis

En virtud a las investigaciones que lleva adelante el Departamento de Inteligencia Criminal en conjunto con la justicia por la causa de la evasión de Roberto Rejas, ocurrido el 27 de agosto del año pasado, se llevaron a cabo dos medidas de allanamientos en nuestra provincia. La investigación continúa también en la vecina provincia de Salta, donde fue recapturado 17 días después.

En ese marco, cabe señalar que las medidas se realizaron antes de ayer el jueves en un country de Yerba Buena y en una vivienda ubicada en la ciudad de Lules, en las que se logró la aprehensión de un hombre y se procedió al secuestro de un automóvil, que sería el utilizado para trasladar a Rejas hasta la vecina provincia y nueve celulares.

A partir del análisis de las pericias recabadas y otros allanamientos realizados anteriormente en diferentes domicilios de familiares y allegados a Rejas, llevaron a reunir elementos probatorios para esclarecer este hecho de evasión. Rejas recibió colaboración de personas externas al lugar de alojamiento, que lo ayudaron a fugarse y posteriormente a esconderse en un camping ubicado en El Saladillo, Cobra Corral, donde fue recapturado.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta

Uno de los indicados como principal colaborador es el hombre aprehendido el Yerba Buena que es el propietario del automóvil secuestrado. Cabe recordar que el 27 de agosto, Roberto Rejas se fugó del Cuartel de Bomberos de la Policía donde se encontraba alojado desde el día 22 del mismo mes, momento que fue condenado a cadena perpetua, tras ser encontrado culpable por el delito de doble homicidio agravado por violencia de género y alevosía.

Había matado a su ex pareja Milagros Avellaneda y a su propio hijo Benicio. Nunca dijo qué hizo con los cuerpos. El hombre permaneció prófugo durante 17 días, cuando una llamada aseguró que se encontraba en un camping ubicado en la provincia de Salta. En aquel entonces se secuestró tres celulares y tres chips, a partir de los cuales comenzaron las arduas tareas de investigación para esclarecer el hecho.