La Mañana con Vos

AUMENTOS: EL GOBIERNO NACIONAL Y POPULAR NO FRENA

Alberto Fernández es un ajustador neoliberal. YPF aumentó los combustibles por encima de lo que se esperaba

ypf_combustibles
Foto: DYN

El presidente Alberto Fernández ahora es un ajustador neoliberal. Esto se debe a que le permitió a la empresa estatal YPF aumentar el precio de los combustibles otra vez por encima de lo que se esperaba desde la hora 0 de este sábado. De esta forma, la suba será en promedio del 3,5% en todo el país, es decir, por encima de lo previsto inicialmente.

Viviendas Belgrano

El oficialismo nacional pretende justificar lo injustificable argumentando que la causa del incremento es una actualización de los impuestos que pagan los combustibles, que impacta desde ayer viernes, más una mejora en los márgenes de ganancia de las petroleras. Es decir, el supuesto gobierno nacional y popular dice que es necesario mejorar el margen de ganancia de las poderosas petroleras.

Ayudanos a Difundir
Ayudanos a Difundir

Es por ello que, ni lerdo ni perezoso, YPF, la principal empresa del sector, confirmó el incremento. En ese marco, y como no podía ser de otra manera, sus competidores, Shell y Axion, se preparaban también para remarcar en las próximas horas. Puma también suele ir en esa dirección, por lo que esto significa que el gobierno dio vía libre a las compañías para que le den otro golpe al alicaído bolsillo de los argentinos.

CEF Medical
CEF Medical

Sólo si contamos desde mediados de agosto, cuando se autorizó el primer ajuste desde que el kirchnerismo volvió al poder, los combustibles ya subieron más del 34% promedio. Pero, además, cabe recalcar que YPF suele tener los importes más bajos del mercado y que ya cruzando al Conurbano, el importe es superior, lo que implica una suba superior al 34% que estaban en agosto, y por encima de ese porcentaje en las otras empresas.

CEF Medical
Este es su Pollo
Te puede interesar:  El gobierno argentino rechazó sumarse al reclamo de Biden por las detenciones en Cuba

En un primer momento, a causa del componente impositivo, se esperaba un encarecimiento del 1,4% en el caso del gasoil y 2% para las naftas. Pero la administración de Alberto Fernández le dio la espalda al pueblo argentino y permitió salirse con la suya a las petroleras debido a que también quisieron recomponer márgenes atrasados por la inflación de diciembre, y por eso el aumento es superior, gracias a que el gobierno lo permitió.

Pero lo peor de todo es que los combustibles ya subieron un 3% el martes de la semana pasada, por lo que, si se le agregan estos nuevos impuestos, terminarán con una suba acumulada cercana al 7% en menos de dos semanas, es decir, todo un claro ajuste neoliberal puro y duro como los que se le reprochaban desde el kirchnerismo al macrismo lejos del poder, pero que ahora no sería malo porque lo hacen ellos.

Pero el cinismo y la hipocresía van más lejos debido a que en diciembre, el Gobierno decidió un aumento en los impuestos que pagan los combustibles. Se aplicó una suba del 5,4% desde el 15 de diciembre y ahora viene otra del 7,7% desde el 15 de enero. Esta sería la séptima suba desde agosto. Hasta ahora, cada vez que subieron los impuestos, las petroleras terminaron trasladándolo a los precios, todo gracias al kirchnerismo.

Artículo anteriorLA HIPOCRESÍA DE YAPURA ASTORGA NO TIENE FIN
Artículo siguienteImpotencia total: así asaltaron a una joven en barrio Jardín (video)