Boleto Gratuito

En medio de la sequía y la caída de reservas del Banco Central, Sergio Massa lanza el dólar agro

El anuncio será esta tarde y estará a cargo del ministro de Economía, Sergio Massa. Habrá un dólar soja 3 hasta el 24 de mayo, y un dólar para economías regionales por casi 90 días y a partir del próximo mes. El valor de ambos sería de 300 pesos por dólar

campo
Descacharreo

Los efectos de la sequía y la pérdida de reservas por parte del Banco Central, derivaron en la puesta en marcha del “dólar agro”. Los detalles de la medida se conocerán esta tarde, mediante una presentación que realizará el ministro de Economía, Sergio Massa. Hasta ayer a altas horas de la noche, el equipo económico trabajó en la puesta a punto del mecanismo que buscará generar ingresos por más de 6.000 millones de dólares.

Si bien se aguarda con expectativa el anuncio de estar tarde, que regirá entre el 8 de abril y el 24 de mayo, y un dólar economías regionales, a partir del 8 de abril y hasta el 7 de julio, y abarcará cerca de una decena de producciones. El acuerdo alcanzado con los agroexportadores asegurará un monto mínimo de liquidación de divisas en ese período de 45 días. Y se estima que el valor de ese tipo de cambio rondará los 300 pesos, lo que implicaría una actualización de los 200 pesos del dólar soja 1 de septiembre y los 230 del dólar soja 2 de diciembre.

En ambos casos, los exportadores que quieran ingresar al Programa deberán cumplir con algunos criterios de elegibilidad dispuesto por el ministerio de Economía que conduce Sergio Massa. El primero de ellos es su adhesión al programa Precios Justos, para asegurar que en el mercado interno tendrán un tope de precios a la vez que garantizarán el abastecimiento de sus productos. “Empresa que no entra a Precios Justos, no entra al programa exportador”, aseguraron las fuentes. De ese modo se buscará que el plan tenga también como objetivo la lucha contra la inflación, además de incrementar el ingreso de divisas.

Sergio Massa, ministro de Economía. REUTERS/Matias Baglietto/Sergio Massa, ministro de Economía. REUTERS/Matias Baglietto/

Boleto

El acuerdo con los exportadores también incluye la respuesta a uno de sus principales pedidos: acceder a las medidas paliativas frente a la grave sequía que padece el sector. Desde la dirigencia agropecuaria se destacó en las últimas semanas que muchas de los mecanismos de alivio fueron sancionados pero hubo dificultades en su implementación. Por eso el gobierno prometió poner en marcha un plan de “simplificación y automatización” para que esas medidas alcancen en el corto plazo a casi 70.000 productores agropecuarios afectados por la sequía.

Al mismo tiempo, como complemento del Programa, el ministerio de Economía también pondrá en marcha una serie de sanciones para un centenar de empresas que realizaron exportaciones por USD 3.000 millones y no liquidaron las divisas correspondientes, a pesar de haber vencido el plazo para hacerlo.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta

Soja

En el caso de la soja, datos aportados por los analistas del mercado de granos reflejan que de la campaña anterior restan por comercializarse entre 5 y 7 millones de toneladas. A todo esto, se suma que el actual ciclo arrojaría como resultado una cosecha total en torno a los 25 millones de toneladas, que representaría una caída del 40 por ciento en comparación a la campaña anterior y la producción más baja de los últimos 23 años. Todo esto representaría en el presente año una merma de casi 8.000 millones de dólares, en los ingresos por las exportaciones del complejo sojero.

Si en algo coinciden analistas y operadores del mercado de granos, es que la medida servirá para “darle aire” a los productores fuertemente golpeados por la sequía mejorando el precio de la oleaginosa, aunque dependerá del grado de afectación que tengan sus cultivos. Pero también dotará de dinámica a un mercado de soja que se encuentra prácticamente paralizado, aún más cuando los rumores de la implementación de esta herramienta se hicieron cada vez más fuertes.

Estimaciones

A la espera de definiciones sobre el valor del nuevo dólar soja, la corredora Grassi realizó una serie de escenarios con diferentes tipos de cambios y valores de la tonelada de soja. Así, estimaron la posibilidad de que una equivalencia con el dólar de $285, $300 y $310. Si se toma en cuenta un tipo de cambio de $300 por dólar y un valor de la tonelada de USD 355, el productor podría recibir $101.175 por tonelada, muy por encima de los $74.000 que valía antes de conocerse sobre la medida. Con el mismo tipo de cambio, pero con la tonelada a USD 370, el productor podría recibir $111.000 por tonelada.

infobae

Además, el director de la consultora AZ Group, Sebastián Salvaro, consideró que “si se confirman los valores de los que se está hablando para el nuevo dólar soja de $300 pesos, la tonelada quedaría en $108.000, que no cubre, siquiera, la inflación acumulada desde el dólar soja anterior hasta hoy. Con ese valor de la oleaginosa no van a originar todo el volumen de soja que tienen proyectado”.

A todo esto, hay que agregar que los primeros lotes de soja que se están cosechando, los mismos están arrojando una mala calidad de poroto como consecuencia de la sequía y que puede derivar en problemas al momento de la comercialización, en un contexto donde los exportadores de granos y oleaginosas aseguraron que van a contemplar dicha problemática al adquirir la mercadería. La encuesta del Movimiento CREA, que se realizó a 1.200 integrantes de la entidad en marzo pasado, marcó que a nivel nacional se proyecta una caída del 41% en los rendimientos de soja de primera, en relación a los proyectados en el inicio del ciclo. Pero esa cifra aumenta hasta el 49% en el caso de la soja de segunda, que fue alcanzado además por la helada temprana de mediados de febrero pasado. Al respecto, más del 80% de las empresas CREA de la región Centro, que comprende el este de San Luis y sur de Córdoba, sufrieron daños por dicha situación climática adversa.

Economías regionales

Otro de los aspectos a tener en cuenta de los anuncios del miércoles de Sergio Massa, será la puesta en marcha del dólar diferencial para las economías regionales. “Estamos trabajando para que la mayor cantidad de producciones sean alcanzadas por la medida”, dijo ayer una fuente cercana al funcionario, quien además agregó que podrían ser más de 10, las producciones que estarían en condiciones de sumarse a a la medida.

El Gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet, pidió por las economías regionales de su provincia. (Julieta Ferrario)El Gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet, pidió por las economías regionales de su provincia. (Julieta Ferrario)

Hay versiones que los sectores que accederían al beneficio son la vitivinicultura, el arroz, la yerba mate, la pesca y el maní, entre otros. Además el Gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet, solicitó al Gobierno que se contemple a la cadena arrocera, pero también a los citrus, la miel, los arándanos, la forestación, y a la nuez pecán. Por otro lado, según detalló este medio desde el jueves pasado y hasta ayer, el Gobierno buscará también un acuerdo con los sectores para que no haya un aumento de los precios en el mercado interno. Al respecto, podrían acceder a este tipo de cambio aquellos bienes que se exporten en más de un 90%, es decir, cuyo consumo interno es marginal. También se promovería que esos sectores deban pautar precios del mercado interno con la Secretaría de Comercio Interior, a cargo de Matías Tombolini.

Pablo Vernengo, integrante de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), dijo a Infobae que “los productores regionales en su gran mayoría no son los exportadores y no tienen un precio pizarra, como en el caso de la soja. Quien sí se beneficiaría de un dólar diferencial es quien no ha sufrido la sequía y otras condiciones climáticas adversas, como heladas y granizo, que son los intermediarios, los galpones de empaques, los acopiadores, la intermediación y los exportadores. Otro tema importante es que muchas de las producciones van al mercado doméstico. Por ejemplo, en el caso de la vitivinicultura solamente el 25% se exporta, en el caso de las manzanas el 55% se destina al mercado local, en la yerba mate el 95% va como destino al mercado interno, y otros sectores como el maní o el arroz que son grandes exportadores, donde los molinos o las grandes exportadoras las que intervienen en el negocio y no los productores”.

Dejanos tu Comentario