Inicio Tecnología

Industria de los videojuegos: secretos y claves para trabajar desde Argentina para el mundo

Un sector que no para de crecer y exporta productos y servicios a todo el mundo.

zcilcdkqrvhevd2mn4pcdvcigi
De Argentina para el mundo: así es trabajar en la industria de los videojuegos. (Foto: Pixabay)

La industria de los videojuegos en Argentina no solamente es uno de los sectores productivos más dinámicos y en constante crecimiento del país, sino también un semillero de talentos con infinitas oportunidades, tanto para grandes empresas como para freelancers independientes.

Viviendas Belgrano

En un contexto económico complicado, pero a la vez beneficioso para quienes “trabajan para afuera”, cada vez son más las personas y compañías dedicadas a los videojuegos que exportan sus servicios.

“Lamentablemente, hoy en día en nuestro país, es muy difícil para los freelancers trabajar en blanco o de manera formal, principalmente para empresas de afuera”. Así, define a la situación actual Oscar Gómez Poviña, gamer, licenciado en Letras y guionista de videojuegos, que trabaja escribiendo textos para juegos que desarrolla y comercializa una empresa alemana.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta
La industria de los videojuegos en Argentina es uno de los sectores productivos más dinámicos y en constante crecimiento del país. (Foto: Pixabay)
La industria de los videojuegos en Argentina es uno de los sectores productivos más dinámicos y en constante crecimiento del país. (Foto: Pixabay)

Osky, como le dicen sus amigos, confiesa que su trabajo es atípico dentro de un mercado que todavía está en desarrollo y “todo es muy informal”: “La mayoría de los freelancers que trabajan para afuera lo hacen en el backend, escribiendo código, diseñando, programando, etc. Los que escribimos diálogos, historias, tramas, somos pocos”.

La demanda laboral dentro de la parte “técnica” de los videojuegos es amplia y las oportunidades para los programadores cada vez son más en un sector que no se queda quieto, es pujante y está siempre en movimiento. Sin embargo, por una cuestión idiomática y cultural, generalmente los guiones de los videojuegos –las historias, los personajes, etc- suelen producirse en otros países.

Industria de los videojuegos: secretos y claves para trabajar desde Argentina para el mundo

La formación para este tipo de empleos también acompaña: mientras Programación o Diseño son carreras con ya varios años en el país, las opciones para aprender a escribir guiones de videojuegos no abundan.

“Yo considero que mi formación son los videojuegos”, afirma Gómez Poviña. Y agrega: “Soy gamer desde los cuatro años. Como educación formal estudié Letras. Según tengo entendido, los primeros estudios sobre videojuegos en América del Sur, se hicieron desde esa carrera. El uruguayo Gonzalo Frasca – diseñador de juegos e investigador académico centrado en videojuegos políticos- fue uno de los primeros en tratar a los videojuegos dentro del marco académico en su tesis de licenciatura. Tal vez ahí hay una conexión no tan obvia entre videojuegos y lingüística, literatura y comunicación: el gran abanico de disciplinas académicas que reúne Letras. Lo que sí me abrió muchas puertas fue aprender inglés, en lo que fui autodidacta. Y eso también tiene que ver con videojuegos: tuve que aprender el idioma para entenderlos”.

Aunque Osky supo desde que tenía 10 años que quería dedicar su vida a los videojuegos, durante mucho tiempo pensó que hacer de su pasión un medio de vida no iba a ser posible. Y como en muchas oportunidades, su ingreso a la industria fue un poco de casualidad:

“Había terminado Letras y estaba desesperado por escribir, no importaba qué. Cualquier cosa. El amigo de un amigo me propuso hacer una revista de moda. Yo de moda no sabía nada, pero acepté igual. Fue un fracaso. Pero uno de los socios de ese proyecto, que estaba comenzando a armar un estudio de animación, me llamó para trabajar con él traduciendo documentos de marketing. Y como les gustó cómo escribía, me ascendieron de traductor a escritor. Luego, el estudio de animación mutó a un estudio de desarrollo de videojuegos y ahí finalmente pude comenzar a hacer lo que siempre quise: trabajar en la creación de videogames”.

La carrera de Osky en el mundo de los videojuegos fue atípica, como él mismo la describe. Y aclara que, como en muchos otros sectores, hay otros factores que inciden a la hora de ingresar a la industria, principalmente cuando se trata de ofrecer los servicios profesionales a empresas del exterior.

Además de algún tipo de formación, Gómez Poviña destaca que lo principal en este rubro es hacer: “En la industria de los videojuegos el trabajo generalmente se trata de solucionar problemas. Lo importante es la resolución de inconvenientes. Es todo muy práctico. Los conocimientos de cada uno se ven más en tu portfolio que en los títulos que puedas llegar a tener. Lo que realmente importa son las cosas que hiciste a lo largo de tu carrera”.

Industria de los videojuegos: secretos y claves para trabajar desde Argentina para el mundo

Osky insiste en que es fundamental participar en proyectos, de otros o propios, pero estar siempre haciendo algo, trabajando en una idea, desarrollando una historia, dibujando personajes: “Las universidades, claro, te pueden ayudar a organizar ciertos conocimientos, pero la verdad es que el trabajo en esta industria, como dije antes, se trata de resolver problemas. Seguir una carrera es lo lógico y es importante para profundizar conocimientos. Pero hacer cosas, crear proyectos, meterte en otros, es fundamental para hacerte un lugar en esta industria. Las herramientas para ingresar están disponibles para todos.”

El mundo laboral de Gómez Poviña, freelancer, independiente y autodidacta coincide en este punto con el de las grandes empresas que también integran la industria de los videojuegos.

“Las herramientas que usamos están democratizadas, se pueden descargar gratuitamente y hay miles de tutoriales online para aprender de forma autodidacta”, afirmó Andrés Chilkowsky, vocero de Nimble Giant, empresa argentina que desarrolla y exporta videogames.

Nimble Giant es uno de los primeros estudios de juegos triple AAA (alta gama, alto valor agregado y alto presupuesto) que, desde el país, y con oficinas también en Perú, Chile y Uruguay, crea videogames de estrategia y acción en primera persona multiusuario que son vendidos y jugados en todo el mundo.

Industria de los videojuegos: secretos y claves para trabajar desde Argentina para el mundo

Chilkowsky destacó la enorme cantidad de talentos que hay en la región. Solamente en su empresa más de 200 trabajadores componen una plantilla interdisciplinaria de expertos: “El tipo de juegos que desarrollamos requiere equipos muy grandes y con muy buen nivel de especialización”, agregó Chilkowsky.

Esto último también coincide con la visión de Gómez Poviña. Acción y capacitación parecerían ser los puntos en común que tienen las grandes empresas y los freelancers: “América Latina cuenta con un enorme potencial para nuestra industria. Por esta razón desde nuestra empresa también estamos constantemente capacitando a los talentos”.

Ambos, tanto Osky como Nimble Giant a través de su vocero, afirman que hacer juegos es una actividad vocacional y gratificante. Se trata de cumplir sueños, sentirse parte de diversos mundos, trabajar día a día con gente que ama y le apasiona lo que hace.

Con videojuegos que son cada vez más grandes y ambiciosos, las empresas están siempre a la búsqueda de nuevos talentos. Como Gómez Poviña afirma, “hay que animarse a hacer. Y luego, por supuesto, salir a mostrar tu trabajo”.

Las condiciones están dadas y el contexto acompaña. Tanto la gente de Nimble Giant como Oscar coinciden en que estamos en un momento ideal para ingresar y formar parte de la industria argentina de los videojuegos.

FuenteTN
Artículo anterior7 de cada 10 alumnos porteños evalúan irse del país una vez que terminen la secundaria
Artículo siguienteFernando Sabag Montiel y su novia habrían realizado tareas de inteligencia en la zona antes de intentar matar a Cristina Kirchner