Vacunación Gripe 2

Javier Milei se reunió con el presidente del BID y evaluó la posibilidad de que el organismo amplíe el financiamiento al sector privado

El Presidente se reunió en Miami con Ilan Goldfajn, titular del organismo, y con el CEO de BID Invest, James Scriven; calificaron de positivo el encuentro

Javier Milei en los Estados Unidos
El Presidente Javier Milei y el embajador argentino en Estados Unidos, Gerardo Werthein, mantuvieron esta mañana una reunión con el Presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Ilan Goldfajn, y los gerentes del organismo, Matias Bendersky y James Scriven @OPRArgentina
Acceso a la Justicia

MIAMI.- Apremiado por apuntalar la reactivación de la economía y darle sustento a su programa, el presidente Javier Milei se reunió esta mañana en el Grand Beach Hotel de Miami con el presidente del BID, Ilan Goldfajn, y con el CEO de Bid Invest, James Scriven, para evaluar los avances de su política económica, el financiamiento al país y empaparse sobre los instrumentos del organismo multilateral para apalancar la inversión de las empresas en la Argentina.

Fue una reunión positiva. Estamos comprometidos con la Argentina”, dijo Goldfajn a la prensa en el lobby del hotel a la salida de la reunión, que se extendió por alrededor de 45 minutos.

Asistencia Pública

Durante la reunión, Milei se interesó particularmente por discutir cómo el BID Invest, el brazo privado del BID, que se prepara para ampliar sus operaciones en la región luego de recibir una recapitalización de 3500 millones de dólares, puede ampliar su respaldo al desarrollo de las empresas en el país.

Maratón Independencia

Goldfajn dijo luego en X que se discutió el apoyo técnico del BID para mejorar la eficiencia del gasto, la protección de las personas más vulnerables, y cómo el BID Invest “puede fomentar la inversión y la actividad empresarial en el país”.

Planta Asfáltica

El encuentro de Milei con Goldfajn marcó el puntapié de la agenda económica de la gira presidencial en Estados Unidos. El BID ha brindado un respaldo crítico a la Argentina aún cuando otros organismos, como el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, congelaron el financiamiento para el país. Milei dará un exposición esta tarde en la Universidad Internacional de Florida y mañana viernes viajará en un vuelo privado a ver a Elon Musk en la fábrica de Tesla en Austin, Texas.

La visita de Milei a Estados Unidos, la tercera desde que fue electo presidente a fines del año anterior, y la segunda desde que asumió el cargo, refuerza su alineamiento con Estados Unidos y el giro en la política exterior de la Argentina, además de sus lazos con la comunidad judía. Aunque el leit motiv de la gira fue la ceremonia en la sinagoga The Shul donde se distinguió a Milei como “Embajador Internacional de la Luz”, la reunión con Goldfajn y Scriven y la visita a Tesla y el encuentro con Musk le aportan envergadura económica a la agenda presidencial.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta

Milei necesita un rebote de la economía en “V” para darle sustento al plan económico, anclado en un fuerte ajuste que arrojó a la economía a una recesión, pero que ha comenzado a mostrar los primeros resultaods en uno de los objetivos centrales del gobierno libertario: bajar la inflación, y comenzar a encarrilar la economía para colocarla en un sendero de crecimiento sostenido.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha elogiado los avances “impresionantes” del plan económico, al igual que el gobierno de Joe Biden. Pero tanto el Fondo como la Casa Blanca han puesto énfasis también en la necesidad de proteger a los más vulnerables y repartir la carga del ajuste.

Uno de los debates actuales sobre la economía argentina es cuál será el vigor que tendrá la recuperación, que muchos análisis prevén para el segundo semestre de este año. Una reactivación en “V” le dará oxígeno al plan económico, pero una recuperación en “U” o, peor aún, una trayectoria en “L” sin crecimiento pueden complicar el objetivo del Gobierno de alcanzar el déficit cero este año, además de tensionar aún más la situación social en el país.

Más alla de la euforia que han mostrado los mercados por los activos argentinos, entre los analistas aparecen inquietudes a la hora de desgranar la forma en la cual Milei está logrando sus objetivos, en particular, el déficit cero en las cuentas públicas. La licuación del gasto público a través de la inflación, o la “licuadora”, en la jerga, tiene sus límites, y quienes miran a la Argentina parecen convencidos de que el Gobierno necesitará que ocurran dos cosas en los próximos meses para sostener su programa económico: un acuerdo fiscal en el Congreso y un rebote de la economía en forma de “V”.

Dejanos tu Comentario