Inicio Política Kovadloff: “el PJ contribuyó a generar miseria en el país”

Kovadloff: “el PJ contribuyó a generar miseria en el país”

El escritor disertó ante un auditorio colmado sobre los desafíos que atraviesa la Argentina en materia política y como república. Consideró que en 200 años de historia la Nación está en deuda consigo misma. “En la Argentina no tenemos estadistas”.

EXPOSICIÓN ENRIQUECEDORA. Kovadloff navegó entre la historia, la literatura y la filosofía para hacer un análisis del presente de la Argentina. LA GACETA / FOTO DE JOSÉ NUNO

Si el peronismo actualmente está atravesando una crisis similar a la que sufrió el radicalismo en 1946 fue la última pregunta que el filósofo Santiago Kovadloff tuvo que responder al periodista Álvaro Aurane (prosecretario de LA GACETA) durante su exposición bajo la premisa “Argentina ante los desafíos del presente”. Utilizó como introducción la metáfora de la Torre de Babel para explicar que, al extinguirse la figura de Juan Domingo Perón y al no tener un heredero, cada uno de los fragmentos se autorotula vocero de un conjunto que no existe. En ese camino, cada fragmento busca representar al todo, ya sea a través de un acatamiento de figura como líder o luego de una votación para definir el líder.

“El peronismo está fragmentado porque es un movimiento que está asentado no en una doctrina, sino en una figura. El partido radical no pudo recomponerse porque su doctrina no se actualizó; me parece que el peronismo tendrá el porvenir que pase por la elaboración de su duelo. El duelo implica que el peronismo empiece a hablar del pasado en que contribuyó en generar la miseria de la Argentina. No puede ser que llegue a este momento con virginidad limpia, sin pasado. Ha creado pobreza, y la pobreza tiene que entrar en la escena del debate. No puede ser que no lo haga, porque de lo contrario la fantasmagoría de estar empezando reemplaza la realidad de tener una historia. Es necesario exigirle eso al peronismo, que incorpore su pasado a su evaluación, de lo contrario está mintiendo. Lo mismo tienen que hacer los restantes partidos, el radicalismo también”, exclamó Kovadloff ante los aplausos que los oyentes en el ciclo de conferencias que, de manera conjunta, organizan la Universidad del Norte Santo Tomás de Aquino (Unsta), LA GACETA y la Editorial Planeta.

Ante el auditorio de la casa de estudios colmado, el también escritor y ensayista realizó un análisis rico, filosófico y profundo sobre el presente que atraviesa la república, que fue entrelazado con anécdotas, chistes y citas de Abraham Lincoln y Albert Camus, entre otros.

En la presentación, Aurane reveló que posee ocho libros de Kovadloff en su biblioteca personal, motivo por el cual le propuso al escritor que el diálogo fuera con su propia obra. Por ello, el periodista leyó un fragmento de cada libro para que el ganador del Konek de platino en 2004 lo proyectara a la actualidad. La referencia al peronismo se desprendió del “La extinción de la diáspora judía” (2013). Las otras obras citadas ante el auditorio fueron: “Ensayos de intimidad” (2002); “Locos de dios: huellas proféticas en el ideal de justicia” (2018); “Las huellas del rencor” (2015); “El miedo a la política: notas al pie del presente” (2010); y “Los apremios del día: notas sobre el presente y sus desafíos” (2007).

La charla comenzó con la lectura de un fragmento “Una biografía de la lluvia” (2004). A partir de allí, Kovadloff reflexionó que hay dos visiones de democracia, como medio y como un fin. “Lo mejor que le puede ocurrir a un ciudadano, si es demócrata, es no sentirse realizado nunca, sino querer realizarse siempre. Ser en esa medida un proyecto. Si uno tiene el monopolio de su identidad y saber quién es y qué quiere, poco tiene para aprender. Para poder aprender es preciso no tener toda la certeza y la seguridad”, fue una de las frases que se desprendió en su análisis.

Una de las reflexiones más ricas en materia de historia política fue respecto a qué se ha hecho hasta ahora con las luces que surgieron con la Revolución de Mayo y la Independencia Argentina. “Sencillo, ¿eh?”, ironizó Kovadloff, que se mostró con buen humor y buena predisposición. “Al cabo de 200 años la Argentina es un país que está en deuda consigo mismo”, dijo. Argumentó que todavía no se ha alcanzado una construcción federal ponga de manifiesto la correspondencia equitativa entre el poder centralizado de Buenos Aires y las provincias. “Y menos aún que las provincias puedan corresponder con obras lo que han recibido del poder central”, manifestó en clara referencia a lo acordado en el último Pacto Fiscal.

Opinó también que el país sigue estando más cerca del siglo XIX que del XXI, y que se está en deuda con las instituciones. “La pobreza denuncia nuestro anacronismo, porque se la ha promovido mediante gobierno civiles también”, agregó. En su análisis, señaló que el país tiene también una deuda impagable, que es la del perfeccionamiento perpetuo como Nación y de su crecimiento. “No queremos una Argentina aproblemática, sino que tenga problemas crecientemente más ricos”, reflexionó el escritor.

Mensajes y eslogan

Más tarde, Kovadloff se sentó en el living del ciclo televisivo Panorama Tucumano, que conducen Federico van Mameren y Carolina Servetto, y que se emite por Canal 10, por Canal 11 de CCC y por LAGACETA.COM. Al ser consultado sobre la crisis de valores existente en el país, el ensayista respondió que es fundamental administrar la ansiedad. “Nos tocó vivir un tiempo difícil; no tratemos de salir por la ventana, sino educarnos para la dificultad”, manifestó. Ese proceso, a su entender, requiere tiempo. “La Argentina está devorada por el cortoplacismo y no tenemos idea de futuro”, remarcó.

Kovadloff citó al premier británico Winston Churchill, al recordar que “los gobernantes están devorados por el cortoplacismo, mientras que los estadistas, por el porvenir”. “En la Argentina, no tenemos estadistas; tenemos gente apremiada por el triunfo y eso no habla de una dirigencia política consistente”, enfatizó durante la entrevista.

El escritor, finalmente, fue consultado acerca de los eslóganes que en Tucumán usan los frentes electorales. Y dijo: “Tucumán ha tenido gobiernos corruptos; hace mucho tiempo que los tiene. (A los candidatos) les voy a creer cuando se sientan responsables de la miseria de Tucumán. Quien no se hace cargo del dolor que sembró, miente”.