Nuevas viviendas Villa Carmela y Manantial Sur
Inicio Política Nacional

“El Acostazo”, la agrupación de La Cámpora que controla el Centro de Estudiantes que lideró las tomas

Están a cargo de la conducción del centro de estudiantes del Mariano Acosta desde 2017 y se encolumnan detrás la agrupación kirchnerista que lidera el diputado nacional Máximo Kirchner

Los jubilados ya viajan gratis

La semana pasada, un grupo de estudiantes de la Escuela Normal Superior (E.N.S. 2) Mariano Acosta inició una ola de toma de colegios que se propagó hasta ahora a otras 12 instituciones de la Ciudad de Buenos Aires. Reclaman mejoras edilicias, cambios en las viandas alimentarias y se oponen a las prácticas laborales obligatorias en empresas.

El Centro de Estudiantes del Mariano Acosta (CESMA) está a cargo de “El Acostazo” – La Lista 10, una agrupación política juvenil integrada a La Cámpora Secundarios, el paraguas que engloba a los estudiantes militantes de la educación media, cuyos referentes directos son el diputado nacional Máximo Kirchner, la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, y su “jefa”, como la llaman, la vicepresidenta de la Nación, Cristina Kirchner.

Cristina Kirchner con la remera de El Acostazo - Lista 10Cristina Kirchner con la remera de El Acostazo – Lista 10

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta

En las redes sociales abundan imágenes de integrantes de “El Acostazo” junto a referentes kirchneristas. Y en los posteos personales de los alumnos y de la agrupación política surgen consignas políticas con imágenes de Néstor y Cristina Kirchner o de Perón y Evita como así también se muestran en manifestaciones a favor del oficialismo. Incluso, exhiben con orgullo imágenes de CFK y del gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, con la remera de la “Lista 10″.

Te puede interesar:  Ante el temor a perderlo todo, Cristina Kirchner reinventa su estrategia como armadora de la provincia

Entre sus consigas, incluyen cuestionamientos al “neoliberalismo”, al “mundo empresario” y a la oposición. Por el contrario, impugnan cualquier pensamiento contrario, según denuncian los alumnos que no coinciden con esta mirada de la realidad.

El viernes 2 de septiembre se movilizaron hacia la Plaza de Mayo para manifestar su respaldo a CFK y repudiar el intento de asesinato tras el feriado dispuesto por el presidente Alberto Fernández.

Una de las caras visibles de la toma es Carla Andrade, alumna de 4to años y presidente del Centro de Estudiantes. La semana pasada, fue ella quien anunció el inicio de la protesta y difundió un video para explicar los motivos de la medida.

“No podemos quedarnos callades. Vamos a estar levantando las consignas de que con hambre no se puede estudiar porque nos cansamos de exigir viandas en buen estado y cantidad para todes los alumnos. Porque nos cansamos de exigir comedores para que los pibes coman en condiciones dignas. Porque nos cansamos de decirles que los sueños no se proscriben, porque no aguantamos más que el gobierno de la Ciudad se meta en la autonomía de nuestoros centros de Estudiantes, porque no aguantamos más a una ministra de Educación que dice que somos su prioridad y los únicos que vemos esta realidad somos nosotres”, fue parte del mensaje pronunciado por Andrade.

Te puede interesar:  Potenciar Trabajo: cómo impactó el escándalo nacional en Tucumán

La misma joven anunció esta mañana que levantarán momentáneamente la toma y regresarán por la noche al colegio para pernoctar luego de que el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires denunciara a los padres de los estudiantes que impulsaron la medida de fuerza.

Fuentes del Ministerio de Educación porteño le confirmaron que la toma se levantó pasadas las 7, y los directivos de la institución pudieron ingresar para realizar una inspección ocular y conocer el estado de la escuela. No obstante, otras seis escuelas continúan tomadas.

Para la ministra Soledad Acuña no hay dudas sobre una instigación política del kirchnerismo a las tomas de los colegios. “Lo vimos la semana pasada con el instructivo para las tomas, lo vemos con las fotos que están circulando de los chicos del Centro de Estudiantes con la Vicepresidenta y el gobernador de la provincia de Buenos Aires, lo vimos con legisladores del Frente de Todos que están recorriendo las escuelas para alimentar las tomas, lo vimos con el sindicato kirchnerista fogoneando con esos instructivos; es la política residual de un modelo que se está terminando”, aseguró en radio Mitre.

Te puede interesar:  El Gobierno da por cerrada la polémica por los planes, pero en la Justicia avanzan dos investigaciones

Y comparó: “Es un modelo que toma escuelas, que corta las calles, que hace piquetes y campamentos en la 9 de Julio, que avala que en el sur los mapuches puedan incendiar puestos de seguridad; es el modelo de un kirchnerismo agotado que no tiene otras herramientas más que las medidas de fuerza”.

De acuerdo a la resolución de las autoridades porteñas, los padres de todos los alumnos que participan de las tomas serán demandados por consentir que sus hijos, menores de edad, ocupen un edificio público. Además, según informaron, deberán responder por los daños que pudieran sufrir los estudiantes y los bienes escolares y en estas horas preparan una demanda civil para transferirles el costo correspondiente al pago de los sueldos a docentes y no docentes por cada día sin clases debido a la toma de la escuela.

2017: Kicillos durante una charla que brindó en el Colegio Mariano Acosta2017: Kicillof durante una charla que brindó en el Colegio Mariano Acosta

FuenteInfobae
Artículo anteriorDía de la Lealtad: El presidente encabezará un acto en Tucumán
Artículo siguienteInvertir en tiempos de cepo: las alternativas para los ahorristas que no pueden acceder al dólar solidario