Entrega de camionetas Policía
Inicio Política Nacional Fin de ciclo para el kirchnerismo que hizo tanto daño durante 20...

Fin de ciclo para el kirchnerismo que hizo tanto daño durante 20 años

Massa logró una muy pobre cosecha de votos como castigo a un gobierno que no solucionó ninguno de los graves problemas argentinos y que multiplicó todos los dramas.

massa cristina kirchner
Sergio Massa y Cristina Kirchner
Monóxido

El gran perdedor del domingo fue el cristicamporismo. Cristina, Máximo y su candidato Sergio Massa llevaron al peronismo secuestrado a la peor elección de su historia. Comenzó un fin de ciclo del kirchnerismo que hizo tanto daño durante 20 años. Massa logró una muy pobre cosecha de votos como castigo a un gobierno que no solucionó ninguno de los graves problemas argentinos y que multiplicó todos los dramas.

Era casi lógico que tanta pobreza, tanta indigencia, tanta inmoralidad con las vacunas y la búsqueda de impunidad para Cristina Kirchner fuera castigada por 7 de cada 10 argentinos que no quieren saber más nada con este Cártel de los Pingüinos Millonarios. Masivamente, la sociedad le sacó tarjeta roja a Cristina Kirchner. Pero no solamente ella y sus talibanes fueron derrotados.

Asistencia Pública

También la vergonzosa CGT de los negocios y las patotas. Apoyaron a Sergio Massa en nombre del pueblo y el pueblo los castigó a ellos también. Algo parecido les pasó a los gobernadores cobardes y a los intendentes chupamedias. No entienden muy bien lo que está pasando porque viven encerrados en sus privilegios y en sus bóvedas cargadas de dinero ajeno. El Cristinismo se está pudriendo y despide un olor nauseabundo.

Prórroga

Sin prisa, pero sin pausa nos estamos acercando al ocaso de un relato que protegió a los delincuentes de adentro y de afuera y que premió la vagancia y castigó el mérito además de triturar los sueldos y los haberes jubilatorios. Si el peronismo que gobierna distritos se da cuenta, más temprano que tarde, comenzará a tomar distancia y a armar rancho aparte de La Cámpora. Podremos asistir a una atomización nunca vista y una reformulación del viejo partido de Perón sin el chavismo chanta del ladri progresismo.

Maratón Independencia

El único que salvó la ropa fue Axel Kicillof que, simultáneamente, quedó desnudo en sus limitaciones y aislado. Esta vez ganó, pero el futuro aparece negro y si Juntos por el Cambio corrige la dirección de sus disparos y deja de producir fuego amigo, tal vez pueda ganar la gobernación con un voto de diferencia. La provincia de Buenos Aires es el único lugar en donde la delincuencia kirchnerista se puede refugiar con algún puestito, chofer y secretaria.

Planta Asfáltica

Si ganan, convertirán a ese distrito en un aguantadero de malandras y si pierdan, sería el final de esta obra maestra del terror que inventaron Cristina y Néstor. Juntos por el Cambio hizo una elección regular. Pagó muy caro dos cuestiones: 1) los zarpazos de Milei que le quitaron muchos votos porque comunicaron primero que hay que tirar abajo un modelo anquilosado, lejos de las necesidades de la gente y que funciona con burocracia y coimas.

Banner Tucumán Despierta
Banner Tucumán Despierta

2) Las peleas internas entre Patricia y Larreta que sacaron trapitos al sol con excesiva agresividad y eso espantó a mucha gente que se sintió agraviada. En ese espacio, la gran ganadora fue Patricia Bullrich y el gran perdedor fue Horacio Rodríguez Larreta. Patricia será la candidata presidencial y contó con el apoyo de Mauricio Macri que acertó tres plenos: apoyó a Patricia, a Jorge Macri y mantuvo una buena relación con Milei.

Patricia hizo una campaña austera, transparente y sin aparato. Cosechó lo que había sembrado con su discurso duro y por haber puesto el cuerpo en la calle en todas las protestas del movimiento popular republicano con sus ya legendarios banderazos. Horacio jamás estuvo presente junto a los reclamos de la gente. Elisa Carrió tampoco y ella también sale lastimada por esta derrota.

Larreta perdió casi todo. Perdió en la Ciudad, en la casa de gestiona hace 8 años con bastante éxito, perdió con su apuesta incomprensible por Martín Lousteau, con haber cambiado de distrito a Diego Santilli. Larreta sufrió un castigo muy fuerte en las urnas producto de su mala lectura. Intentó girar hacia el centro y propuso buscar consensos con el peronismo no kirchnerista.

Y no supo ver ese rechazo muy masivo que hay hacia los dirigentes más tradicionales que están tan coucheados que repiten siempre lo mismo y que prefieren más los acuerdos de cúpulas que transitar las calles con los ciudadanos y construir poder desde abajo y no desde arriba. Las urnas, ayer dijeron mucho, pero no dijeron todo. Los tres candidatos a presidente, Milei, Patricia Bullrich y Massa están muy cerca en los porcentajes y todo puede cambiar.

Mucha gente no votó y mucha gente puede recalcular su voto. El que la tiene más complicada es Massa que encima tiene que atajar el terremoto económico auto generado. Milei y Patricia van a pelear voto a voto por el mismo universo. Van a pescar en el mismo océano del centro a la derecha. Quien hubiera imaginado ese corrimiento ideológico de la sociedad. Es que una mayoría se hartó del infantilismo ineficiente y las ideas jurásicas del ladri progresismo. Cristina lo hizo. No fue magia. Fue mafia.

Dejanos tu Comentario