La Mañana con Vos

Pérez Corradi ya tiene un pie fuera de la cárcel por un problema familiar en Paraguay

perez corradi ya tiene un pie fuera de la carcel por un problema familiar en paraguay

La jueza federal de San Isidro Sandra Arroyo Salgado analiza por estas horas morigerar la prisión preventiva de Ibar Esteban Pérez Corradi luego de que se lo ordenaran Carlos Alberto Mahiques y Guillermo Jorge Yacobucci, magistrados de la Sala II de la Cámara Federal de Casación Penal, que, como pudo saber el portal Encripdataconsideraron urgente que el hombre con pedido de extradición por parte de los Estados Unidos se haga cargo de sus hijos paraguayos porque su esposa fue internada el lunes en Asunción por un cuadro de neumonía derivada del coronavirus.

Viviendas Belgrano

Se trata de María Gladys Delgado Brítez. Pérez Corradi la conoció en la triple frontera en 2012 cuando se escondió para escapar de los investigadores argentinos que lo acusaban de ser el autor intelectual del triple crimen de General Rodríguez.

Ayudanos a Difundir
Ayudanos a Difundir

Con Delgado Brítez, Pérez Corradi tuvo una hija en 2013 y un hijo en 2016. Ahora tienen siete años -cumplirá ocho el 9 de julio- y cinco años. De una relación anterior la mujer tuvo un hijo en 2010 y otro en 2012. Los seis convivían entre Paraguay y Brasil. Desde que el acusado ingresó en 2016 al Programa Nacional de Protección a Testigos e Imputados, las autoridades del Ministerio de Justicia argentino custodian a la mujer y los cuatro niños en territorio paraguayo. Por eso mismo serán los encargados de llevar adelante lo que decida la jueza.

CEF Medical
CEF Medical
Te puede interesar:  “Se van a tener que guardar el oflador ya saben donde, se lo van a tener que coser, ¡Viva Perón!”: el grito de guerra de Jaldo

Los magistrados Mahiques y Yacobucci le ordenaron a la jueza Arroyo Salgado que «dicte una resolución que atienda la situación expuesta por la defensa sin que esto implique adelantamiento alguno de opinión acerca la cuestión traída».

CEF Medical
Este es su Pollo

El abogado Carlos Broitman le pidió en abril a la jueza que definiera de una vez por todas el estado procesal de Pérez Corradi: extraditarlo de inmediato a los Estados Unidos por tráfico de oxicodona o excarcelarlo antes de que cumpla cinco años bajo prisión preventiva. Tras el rechazo y la apelación, los camaristas, en vez de decidir sobre la cuestión de fondo, le solicitaron a la jueza que resuelva «con celeridad» la situación abierta en la familia del acusado tras la internación de la madre de sus hijos. Todo cuestión de horas.

Pérez Corradi cumplirá el 19 de junio cinco años en la cárcel. En ese tiempo, los tribunales porteños en lo Penal Económico (TOPE) 2 y en lo Criminal Federal (TOCF) 5 le dieron por cumplidas dos penas: una de 2 años y 5 meses por intentar traficar 50 kilos de efedrina como si fuera pólvora y otra de 2 años y 4 meses por lavado de activos de la «mafia de los medicamentos». El Tribunal Oral Federal (TOF) 8 porteño además le otorgó la libertad condicional tras cumplir dos tercios de los 7 años por traficar 13 mil kilos de efedrina para narcos mexicanos.

Te puede interesar:  Mañana abre la inscripción para vacunar a chicos a partir de 12 años en la Provincia

La jueza federal María Servini, por su parte, volvió a dictarle en abril la falta de mérito para procesarlo o sobreseerlo como autor intelectual de las ejecuciones de Sebastián ForzaDamián Ferrón y Leopoldo Bina el 7 de agosto de 2008 en algún lugar que todavía no pudo identificar.

La magistrada profundizó una teoría alternativa revelada por Encripdata el 14 de abril de 2021: el mexicano Rodrigo Pozas Iturbe, jefe de la célula para la que trabajaba Bina, sintió la triple traición de Forza y Ferrón y especialmente Bina por querer cambiar el precio del kilo de pesos a dólares durante la reunión del 25 de julio de 2008, el envío del 29 de julio por parte de Bina de 60,25 kilos de efedrina rebajados en un 33% con azúcar a sus espaldas y hasta pretender hacer negocios en agosto con otra célula, la del también mexicano Juan Jesús Martínez Espinoza, rival a la suya.

La jueza Servini no descartó que Pérez Corradi haya podido participar de alguna manera en el caso: explicó que no tenía pruebas suficientes para procesarlo, pero que aún era prematuro sobreseerlo porque necesitaba más tiempo para profundizar sobre sus contactos con traficantes, policías y espías a su vez vinculados a Forza como así también con los Lanatta y los Schillaci, condenados justamente como «partícipes necesarios» del triple crimen.

Te puede interesar:  Una tucumana dio positivo para la variante Delta

Pérez Corradi ya tiene un pie fuera de la cárcel. Aún es una incógnita si, una vez solucionado el problema familiar en Paraguay, la Argentina lo enviará a los Estados Unidos.

FuenteTribuna de Periodistas
Artículo anteriorLos cuatro síntomas persistentes que pueden indicar que tuviste Covid-19
Artículo siguienteEn mayo, una familia tucumana necesitó $56.000 para no caer en la pobreza